Maratón de Rush

Publicado: 19/05/2011 de Pablo Barone en Tema de la Semana
Etiquetas:, , , , , , , ,

Hubo un momento en la vida del joven Aleksandar Živojinović, alias Alex Lifeson, en el que su amor por bandas como Led Zeppelin y Cream llegó a un punto de ebullición. El año era 1968, el lugar era Toronto, Canadá. Este adolescente de 15 años, hijo de inmigrantes serbios, venía tocando la guitarra sin parar durante 3 años. Su vecino, John Rutsey, compartía sus gustos por el rock pesado y progresivo y era bastante hábil con la batería. Gary Lee Weinrib, alias Geddy Lee, venía practicando guitarra hace un tiempo y empezaba a hacer una afortunada transición al bajo. Dado que Lifeson era uno de sus mejores amigos, fue lógico que Lee se convirtiera en una adición casi automática a este proyecto que era Rush.

Tras varios recitales en lugares pequeños, fiestas y sótanos de iglesias, en 1974 presentaron su primer álbum: Rush. Fue difícil que ese primer trabajo llegara a las radios, pero Working Man fue la canción que los bautizó y los presentó a una clase de jóvenes trabajadores que empezaban a interesarse por la subcultura del rock. Poco a poco, en tanto crecía el odio de los críticos por estos muchachos, crecía también la atención que generaban. Con algunos tours y telones que abrieron para KISS, Rush se convirtió en una verdadera banda. Sin embargo, no pasó mucho tiempo antes de que Rutsey tuviera que irse; el estilo de vida fiestero y descontrolado estaba acabando con su salud. Ahí es donde entró el chico nuevo…

Neil Ellwood Peart era un callado, introvertido muchacho que tocaba la batería desde los 13 años. Este ávido lector no pensaba en tocar profesionalmente hasta que se le presentó la oportunidad de audicionar para este trío torontoniano. Su forma casi maniática de golpear la batería, al mejor estilo Keith Moon, le consiguió un nuevo trabajo. Pronto, su sensibilidad literaria lo convirtió en el autor de las canciones, conocidas por tratar temas metafísicos, mitológicos y filosóficos. Su adición y su mejora rítmica como baterista se hicieron notables desde el segundo álbum de la banda Fly By Night (1975).

Cerca de 40 años después, esta banda progresiva sigue tan innovadora, tan potente y tan dedicada como en un principio. Sin llegar a ser nunca una banda masiva, han sabido sobreponerse a los pasos en falso, a las durísimas críticas acerca de su complejidad musical, sus letras auténticas y la aguda voz de Lee. Han sabido posicionarse en cada momento histórico, alterando levemente su forma de componer, pero nunca abandonando su integridad o su marca personal que los hace reconocibles. Nunca antes se aplicó tan bien el título de “Power Trio”: el fraseo característico de Lifeson y la aguda y cuidada voz de Lee los convierten en músicos impresionantes, pero la dedicación de Peart así como su particular fusión entre un estilos propios del rock y del jazz permitieron que se lo considerara uno de los mejores bateristas de la historia.

Es notable el álbum conceptual 2112 (1976), el cual cuenta una historia, inspirada en El Manantial de Ayn Rand, acerca de un futuro distópico en el que la música está prohibida y un muchacho trata de compartir un descubrimiento maravilloso con sus pares: una guitarra. Otros discos que vale la pena considerar, que poseen relatos fantásticos y extensas canciones elaboradas son Hemispheres (1978), Permanent Waves (1980), Moving Pictures (1981), Counterparts (1993), Test for Echo (1996) y Snakes and Arrows (2007)

Debo decir que me resultó sumamente difícil elegir un tema de Rush para el Tema de la Semana ¿Como podría elegir una sola canción si eso significa privar a los lectores de tantas otras obras maestras de una banda de tan alto linaje?

A la espera de Clockwork Angels, que saldrá este año, los dejo con no una, sino dos canciones de este grupo tan emblemático. La primera es Fly By Night del disco del mismo nombre. La segunda es Spirit of the Radio de Permanent Waves.

LETRA

Why try? Now why?
This feeling inside me says it’s time I was gone
Clear head, new life ahead
Its time i was king and not just one more pawn.

Fly by night, away from here
Change my life again
Fly by night, goodbye my dear
My ship isn’t coming and I just can’t pretend

Moon rise, thoughtful eyes
Staring back at me from the window beside
No fright or hindsight
Leaving behind that empty feeling inside

Start a new chapter
I find what I’m after
It’s changing every day
The change of a season
Is enough of a reason
To want to get away
Quiet and pensive
My thoughts apprehensive
The hours drift away
Leaving my homeland
Playing a lone hand
My life begins today

LETRA

Begin the day with a friendly voice,
A companion unobtrusive
Plays that song that’s so elusive
And the magic music makes your morning mood.

Off on your way, hit the open road,
There is magic at your fingers
For the Spirit ever lingers,
Undemanding contact in your happy solitude.

Invisible airwaves crackle with life
Bright antenna bristle with the energy
Emotional feedback on timeless wavelength
Bearing a gift beyond price, almost free

All this machinery making modern music
Can still be open-hearted.
Not so coldly charted, it’s really just a question
Of your honesty, yeah, your honesty.

One likes to believe in the freedom of music,
But glittering prizes and endless compromises
Shatter the illusion of integrity.

For the words of the prophets were written on the studio wall,
Concert hall
And echoes with the sounds of salesmen. Of salesmen. Of salesmen.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s